Privacidad en Internet: conciencia tecnológica de los padres y los niños

Si bien Internet es una herramienta que puede ser de gran utilidad para sus hijos, en cuanto a comunicación, como fuente de conocimiento, apoyo en el ámbito escolar y como una forma de entretenimiento, hoy existe un abuso de su uso, y por ende los peligros que los niños corren son mayores. Para evitar esto, es importante orientar activamente a sus hijos, acompañarlos y supervisarlos.

Según la IX Encuesta realizada por la Subsecretaria de Telecomunicaciones, el 19,5% de los padres cree que no es necesario supervisar a los niños cuando navegan por Internet y sólo el 9,9% utiliza filtros de control parental. Un 53,7% establece reglas sobre el uso de Internet, considerando esta medida como la más efectiva, mientras que un 40,9% realiza una supervisión y monitoreo de la navegación de sus hijos.

Algunos datos para considerar:

13 años es la edad recomendada para comenzar a usar un celular, según la Asociación Americana de Pediatría.

89% de los niños en Chile accede a Internet mediante su propio dispositivo.

El 35% de los jóvenes de entre 13 y 18 años pasa 6 horas al día frente al celular. (Estudio UC)

36% de los niños considera que sus padres usan mucho el celular y el 51% dice que cuando quieren conversar con sus padres, estos se distraen con el teléfono. (Fundación Clínica de la Familia)

52% de los niños y niñas se conecta a Internet desde las 7 de la mañana. (Censo Digital Internet Segura)

88,8% de los niños de 10 años navega por Internet (Encuesta INE)

El 22% tiene un perfil en redes sociales antes de los 10 años. (Encuesta INE)

Estos números pueden resultar preocupantes, por eso creemos necesario tomar algunas medidas para proteger a sus hijos en Internet.

  1. Cuidar lo que se publica en Internet.
  2. Controlar horas que sus hijos  pasan conectados, revisar celulares y computadores.
  3. No compartir datos personales, como dirección, teléfono, RUT.
  4. Usar aplicaciones de control parental, éstaspermiten bloquear ciertos sitios y aplicaciones, controlan el tiempo de uso, y hacen monitoreos de llamadas.
  5. Conocer en qué redes sociales tienen cuentas sus hijos.
  6. Conversar con ellos. Hacer hincapié en que no deben agregar a desconocidos a sus contactos de mensajería, ni menos reunirse con personas que hayan conocido en línea.
  7. Revisar el historial del PC de sus hijos.
  8. Explicarles por qué deben tener cuidado al compartir fotos personales.
  9. Limitar nuestro uso del celular cuando estamos con ellos.
  10. Elegir películas y series para ver en familia.

Cómo enseñar seguridad informática a sus hijos

  • Proteger su información personal. Datos que no deben divulgar: número cédula identidad, números de cuentas y contraseñas.
  • Tener cuidado con las cosas «gratis». Los juegos, timbres de teléfono u otras descargas gratis pueden ocultar un programa malicioso. Dígales a sus hijos que no descarguen nada a menos que confíen en la fuente y lo hayan escaneado previamente con un software de seguridad.
  • Usar contraseñas sólidas y que las protejan. Cuanto más extensa sea la contraseña más difícil será descifrarla. Los datos personales, el nombre de usuario, palabras de uso común, o letras adyacentes en el teclado no son contraseñas seguras. La mejor manera de proteger las contraseñas es no compartirlas con nadie, ni siquiera con sus amigos.

Además, asegúrese de que las computadoras de su familia estén protegidas con un software de seguridad confiable y use estas prácticas de seguridad informática básica .

Phishing

El phishing se produce cuando los estafadores oportunistas envían mensajes de texto, emails o mensajes tipo pop-up falsos para conseguir que las personas revelen su información personal y financiera. Los delincuentes usan la información para cometer robo de identidad

Algunas recomendaciones que puede compartir con sus hijos para ayudarlos a evitar convertirse en víctimas de una estafa phishing:

  • No hay que responder ningún mensaje de texto, email o pop-up que pida información personal o financiera, y tampoco hay que hacer clic en los enlaces contenidos en los mensajes.
  • Hay que tener cuidado al abrir archivos adjuntados o al descargar archivos de mensajes electrónicos recibidos, independientemente de la identidad del remitente. Estos archivos pueden contener un programa malicioso.

Haga participar directamente a sus hijos para que puedan desarrollar su aptitud para reconocer estafas y hábitos de internautas cautelosos. Si recibe un mensaje phishing, enséñeles el mensaje a sus hijos y aproveche la ocasión para que se convierta en una “clase práctica”. Mostrarles el mensaje puede ayudarlos a reconocer estafas de phishing y comprender que los mensajes que circulan por internet no siempre son lo que parecen. Aprenda más sobre Phishing.

Programas para compartir archivos

Algunos chicos comparten música, juegos o programas en línea. Estos programas permiten que las personas suban este tipo de archivos a través de una red informal de computadoras que utilizan el mismo programa. El intercambio de archivos tiene riesgos:

  • Usted podría accidentalmente facilitar el acceso a sus archivos privados a muchas personas.
  • Si sus hijos descargan material protegido por la ley de derechos de autor, usted podría verse involucrado en problemas legales.
  • Un archivo compartido puede esconder un programa espía, un software malicioso o material pornográfico.

Algunas recomendaciones para ayudar a sus hijos a compartir archivos sin riesgos:

  • Instale el programa para compartir archivos correctamente. Configure y active las funciones correctas para impedir el intercambio de archivos con datos privados.
  • Aconséjeles a sus hijos que usen el software de seguridad para escanear un archivo antes de abrirlo. Asegúrese de que el software de seguridad esté actualizado y en funcionamiento mientras que la computadora está conectada a Internet.

Recomendamos visitar el sitio del Ministerio de Interior y Seguridad sobre Conciencia Digital (acceso  ubicado en nuestra página web sección sitios de interés), el que cuenta con un glosario de términos digitales y consejos para protegernos.
https://www.concienciadigital.gob.cl/

Fuentes:

https://www.concienciadigital.gob.cl/
https://www.consumidor.ftc.gov/articulos/s0017-ninos-y-seguridad-informatica

La lectura de cuentos como parte importante del desarrollo cognitivo y emocional de los niños y niñas

Cómo motivar la lectura en los niños:
1.Familiarizar al niño con los libros a través del ejemplo

Al observar a las personas de su entorno, los niños imitarán el acto de escoger, abrir y leer un libro.

2. Fomentar la lectura diaria antes de dormir

Dará compañía y seguridad, provocando un sueño más tranquilo.

3.  Incluir libros con imágenes, viñetas o pop up
4. Diferenciar la lectura que se hace por placer de la lectura escolar

No es necesario ser tan rigurosos y ordenados al leer un libro por gusto. El niño puede saltarse partes, repetir los pasajes que más le gustan y observar tranquilamente las imágenes.

5. Dejarlos elegir sus lecturas

No obligar a los niños a leer o a terminar un libro que no les llamó la atención o les aburrió. Proponer variadas opciones, considerando sus gustos e intereses.

6. Leer juntos y en voz alta

Para que sea más fácil y rápida la lectura. Transmitir entusiasmo al leer, con un relato entretenido, usando distintos tonos de voz.

7. Comentar con los niños el libro

Preguntarles qué les pareció, escuchar nuevas versiones sobre el desenlace del libro, descripciones de los personajes que más les gustaron, etc.

La lectura y el desarrollo cognitivo y emocional de los niños y niñas

Sabemos que el acto de leer es un proceso extenso y continuo, necesario para el desarrollo cognitivo y psicológico del humano. La importancia de la lectura en los niños es un puente para la adquisición del conocimiento, formando seres humanos pensantes y críticos, que podrán utilizar las herramientas necesarias para formar una opinión en ámbitos de cualquier índole, principalmente social y cultural.

Una de las principales formas para comenzar a fomentar la lectura en los niños es mediante cuentos y fábulas, provenientes de relatos orales que al transcurrir los siglos se convierten en cuentos escritos, y que hoy podemos relatar una y otra vez, gracias al rescate que diversos escribanos hicieron de ellos.

Por ejemplo, hay cuentos -que al igual que las típicas “canciones de cuna”- se han escrito para inducir el sueño en los bebés. Estos contribuyen no sólo al desarrollo del lenguaje hablado sino también al lenguaje paraverbal (variaciones de la voz, cambios de voz, entonaciones, pausas, etc) Este lenguaje es de gran importancia en el caso de las primeras lecturas, ya que es el que permite la comprensión básica para la introducción al mundo literario.

Según la Real Academia Española de la Lengua leer es: “Comprender el sentido de cualquier tipo de representación gráfica”. Esto quiere decir que no necesariamente leer significa la lectura de letras de un alfabeto, sino también la comprensión de dibujos, símbolos, signos, etc. Los niños que comienzan a comprender la lectura, primero lo hacen desde los dibujos, reconociendo partes del cuerpo, diferenciando animales de humanos, prestando atención a situaciones, comparando su mundo con fotografías o representaciones coloridas.

Uno de los aspectos positivos de la lectura para los niños es la cercanía, el apego y los lazos que se pueden crear con ellos, algo que no se debe dejar de lado a partir de la edad escolar.

Estudios del MINEDUC aseguran que la importancia de la lectura hasta los siete años es indispensable para alimentar la memoria y el pensamiento crítico de los niños, puesto que no sólo existe un desarrollo cognitivo importante en esta actividad, sino también un fuerte desarrollo de las emociones, ayudando así a los niños a comprender su entorno y el mundo.

En conclusión, la lectura de cuentos como introducción al mundo de la literatura es una excelente forma de conseguir resultados intelectuales, permitiendo una interacción entretenida y didáctica con los niños o niñas, quienes la mayoría del tiempo disfrutan en demasía de estos momentos.

Bibliografía

Iniciación con los niños, Judith Danoff, Vicki Breitbart y Elinor Bar. México 1981.

Manual de lectura temprana compartida: ¿Por qué es importante y cómo leer con niños y niñas de 0 a 7 años?, Bernardita Muñoz y Andrés Anwandter. (Julio 2011).

www.mineduc.cl
www.portaleducativo.net
www.rae.es www.uautonoma.cl